Sample section
Sample section

Principios de la energía eólica

El hombre siempre ha aprovechado la energía del viento. El primer molino del que tenemos referencias funcionó en el siglo VI antes de Cristo. Desde entonces, la tecnología eólica se ha ido diversificando y ha permitido bombear agua, moler grano y, en la actualidad, generar electricidad. Los últimos avances permiten aprovechar mejor el viento y, en consecuencia, producir más energía y reducir su coste. La energía eólica es hoy el sector energético con un crecimiento más rápido en todo el mundo.

Los aerogeneradores tienen una vida útil de entre 20 y 25 años de media. Pasado este período, se pueden sustituir los aerogeneradores antiguos o bien desmantelar el parque. Los aerogeneradores viejos se pueden reutilizar para determinados usos o bien aprovecharse como chatarra. De este modo, la instalación de un parque eólico es completamente reversible.

Las energías renovables son vitales en nuestra lucha contra el cambio climático y tecnologías como la eólica pueden ayudar a construir un sistema de generación de energía sostenible para el futuro.